Publicaciones

Covid-19

LEY CORTA – INTRODUCE MODIFICACIONES A LA LEY DE PROTECCIÓN AL EMPLEO

Con fecha 1 de junio de 2020, se publicó en el Diario Oficial Ley N°21.232 (Ley Corta), la que introduce modificaciones a la Ley 21.227 (Ley de Protección al Empleo), la cual faculta el acceso a prestaciones del Seguro de Cesantía en circunstancias excepcionales, en las materias que se indican.

En lo particular, la nueva norma modifica los siguientes aspectos de la Ley:

  1. Se aumenta el porcentaje del monto de las cotizaciones que debe pagar el empleador que se acoge al beneficio de suspensión de contrato (por acto de autoridad y mutuo acuerdo).
  2. Respecto de los trabajadores cuyos contratos se encuentren suspendidos, no se podrá invocar la causal necesidades de la empresa.
  3. Los trabajadores que presten servicios necesarios en actividades excluidas de paralización no podrán acogerse a los beneficios de esta Ley, salvo en el caso de servicios que no sean necesarios para la continuidad de dichas actividades. En tal caso, tendrán que suscribir el pacto de suspensión por mutuo acuerdo.
  4. Respecto a la suspensión de mutuo acuerdo, se presumirá que la actividad del empleador fue parcialmente afectada cuando haya disminuido en al menos un 20% sus ingresos por ventas o servicios netos del IVA, en el mes anterior a la suscripción del pacto.
  5. En cuanto al inicio diferido del pacto de suspensión del contrato, se establece que las partes podrán acordar que los efectos se produzcan en una fecha posterior, la que no podrá exceder del primer día del mes siguiente a la fecha de celebración del pacto respectivo.
  6. El empleador, en las declaraciones juradas en las que informe los trabajadores cuyos contratos se encuentran suspendidos, deberá indicar los trabajadores respecto de los cuales está obligado a retener y pagar pensiones alimenticias. En estos casos, la AFC transferirá al empleador la totalidad de las prestaciones de tales trabajadores. El empleador deberá cumplir con su obligación de retención y pago de las pensiones y deberá pagar directamente el saldo que quedare de la prestación al trabajador. Para estos efectos, las pensiones alimenticias debidas por ley estarán sujetas a una retención máxima del 50% de la prestación.
  7. El pacto de reducción de jornada producirá sus efectos al día siguiente de su suscripción, pudiendo pactarse una fecha posterior, que no exceda el primer día del mes siguiente.
  8. Respecto del pacto de reducción temporal de la jornada de trabajo, en caso de que alguno de los pagos comprenda un número de días inferior a un mes se pagará de forma proporcional.
  9. En caso de acordarse un pacto de reducción de jornada, al término de la relación laboral el empleador no podrá descontar de la indemnización por años de servicio, aquellas cotizaciones que fueron parte de prestaciones entregadas conforme la Ley de Protección al Empleo.
  10. Los trabajadores que hagan uso de los beneficios de esta ley tendrán derecho a hacer efectivos los seguros de cesantía asociados a los créditos de cualquier naturaleza con los que mantenga deudas sean con bancos o con instituciones financieras.
  11. Las empresas que hayan convenido financiamiento con cargo a la ley de presupuestos o subvenciones del sector público no podrán hacer uso de las prestaciones de esta ley, exceptuándose las empresas que contraten con el Estado la ejecución de proyectos de inversión y se paguen según estado de avance.
  12. Se amplía el plazo de 12 a 24 meses para que el empleador realice el pago de las cotizaciones adeudadas durante la vigencia de las normas de esta ley, pudiendo pagarse por parcialidades que no superen dicho plazo.
  13. Se establece la prohibición para las sociedades anónimas que se acojan a esta ley o que formen parte de un grupo empresarial en que alguna de ellas se haya acogido, de repartir dividendos a sus accionistas. Además, no podrán acogerse a esta ley las empresas controladas por sociedades con capitales o empresas relacionadas en territorios con régimen fiscal preferencial.
  14. Los directores de las sociedades anónimas abiertas, donde todos o la mayor parte de los trabajadores hagan uso del beneficio de esta ley, no podrán percibir honorarios por el ejercicio de dicho cargo, superior a los porcentajes correspondientes al seguro de cesantía.

Las disposiciones de esta ley entran en vigencia con esta fecha, salvo aquellas que digan relación con el pago de cotizaciones de seguridad social y salud, que regirán desde la entrada en vigencia de la ley N°21.227, sin perjuicio de aquellas cotizaciones que se hubieran pagado con anterioridad a la publicación de esta ley.